¿Luz LED?

La luz LED ahorra energía y por eso está siendo la fuente de luz más utilizada en la instalación y reemplazo de lámparas y luminarias tradicionales.  La necesidad de mejorar la eficiencia en las instalaciones de alumbrado y las posibilidades de mejora que presenta esta tecnología, la convierten en la fuente de luz que alumbrará en el futuro.

 

 

 

Características de la luz LED

  • Reducido consumo. Un LED (light emitting diode) es un semiconductor, es decir un componente electrónico capaz de modificar su resistencia eléctrica en determinadas circunstancias. En iluminación, los LED siempre trabajan en polarización directa, que es cuando emiten luz. Ésta se genera en una pequeña zona del diodo, en la unión entre la zona P y la zona N del mismo, por la recombinación entre electrones y huecos. Gracias a este fenómeno físico el consumo de corriente eléctrica es mucho más reducido que con otros dispositivos. Por ejemplo, en el caso de las bombillas de incandescencia, para poder emitir luz debemos calentar (o casi quemar lentamente) un pequeño trozo de metal. Para alcanzar estas temperaturas necesitamos utilizar corrientes eléctricas muy superiores. En el caso de los tubos fluorescentes, la luz se produce por la ionización de los átomos en el gas, y para conseguir esto necesitamos aplicar altos voltajes en un corto período de tiempo. El desarrollo de la electrónica primero y la posterior mejora en los procesos de fabricación de materiales semiconductores, son los factores que han propiciado el verdadero desarrollo de la iluminación LED.
  • Larga duración. Como acabamos de comentar, la luz LED o luz generada en estado sólido, no necesita de gases o filamentos que sufren un desgaste considerable para emitir luz. Llevado esto a la práctica y a través de años de investigación y pruebas sobre diferentes tipos de semiconductores, disponemos hoy de una amplia gama de diferentes LED capaces de tener una vida útil muy superior a la duración de fuentes de luz tradicionales. Si una bombilla de incandescencia puede durar 2.000 horas, una luz LED rondará las 50.000 horas. La diferencia es tan grande, que por sí sola, supone un factor decisivo a la hora de optar por luz LED.
  • Luz dirigida. Otra característica de la luz LED es que tiene un reducido tamaño y la salida de luz, al ser muy superficial, está totalmente dirigida en una única dirección. Esto incrementa la eficiencia del sistema, es decir la salida de luz de la luminaria es mayor y no son necesarios costosos elementos que redirijan la luz. De esta forma se reduce considerablemente la contaminación lumínica, sólo iluminamos hacia donde necesitamos iluminar.
  • Buena reproducción de color. Es indudable que la mejor reproducción del color la realizan las lámparas de incandescencia. Pero de la misma forma sabemos que la ineficiencia de éstas, hace que los sistemas de iluminación con este tipo de lámparas sean insostenibles. Con la aparición de las lámparas fluorescentes y de descarga, se mejoró la eficiencia energética a cambio de una peor visión del color. Parecía que esto iba a ser así siempre y que una mejora en la eficiencia llevaba acompañada una merma en la reproducción cromática. Pues bien, la luz LED mejora la reproducción cromática que tienen las lámparas de descarga y aunque aún tienen bastante recorrido para mejorar, ya disponemos de luz LED con IRC de 90. Por otra parte la posibilidad de variar el color de la luz LED, mantiene todas las posibilidades para el desarrollo de lámparas de aplicaciones específicas.
  • Menos contaminante. Las autoridades y organismos públicos y privados son conscientes de la mejora que supone la luz LED, y lo son por que es necesario reducir el consumo energético. Las directivas de la Unión Europea, por ejemplo con la retirada del mercado de las bombillas incandescentes, son una prueba palpable de esto. El menor consumo eléctrico, la mayor duración y la ausencia de mercurio en la luz LED, la hacen ser protagonista en este sector y la apuesta obligada para usuarios, instaladores, ingenieros, etc.
  • Muchas posibilidades de futuro. La irrupción de la luz LED en una instalación es una mejora desde el momento en que encendemos la luz por primera vez. Pero estamos en el comienzo del desarrollo de aplicaciones específicas para esta tecnología. Hoy el mercado de la iluminación LED se basa en la sustitución de otras fuentes de luz. En el futuro veremos como equipos y luminarias diseñados y creados para la luz LED, mejoran todavía más las prestaciones de este tipo de iluminación, donde antes teníamos reflectores, ahora aparecerán elementos ópticos activos que ofrecerán unas posibilidades desconocidas hoy en día.

    Luces LED Desde hace poco tiempo las luces LED han empezado a incorporarse a nuestros entornos bajando el consumo eléctrico y reduciendo la factura de la luz. Ahora mismo, son muchas las instalaciones de luces LED en industrias, comercios, empresas, carreteras y monumentos donde están cada vez más presentes. Se reconocen por su luz más blanca y más dirigida. ¿Cuál es el motivo de este cambio?

     

    Trataremos de explicarlo

     

    La tecnología LED es sobradamente conocida y su fiabilidad es uno de sus puntos fuertes. Desde hace más de 5 décadas los dispositivos LED se han caracterizado por su robustez y duración. Lás técnicas de fabricación permiten hoy ampliar el rango de aplicación de estos dipositivos, convirtiéndose en la alternativa más eficaz y con más futuro en el sector eléctrico, reemplazando a los sistemas convencionales de incandescencia o fluorescencia. Las aplicaciones de las luces LED en fábricas o el caso de luces LED en calles y carreteras, son ejemplos del exito de esta nueva forma de alumbrado.

    Características de las luces LED

    • Eficiencia. Ahorran dinero gracias a que consumen menos energía o dicho de otra forma, son más eficientes a la hora de emitir luz. Si pensamos, por ejemplo, en una bombilla de halógenos, al poco tiempo de encenderla no podremos tocarla, la temperatura de su bulbo o ampolla será tan elevada que nos quemaremos. Incluso cuando está apagada, tampoco debemos manipularla con los dedos, por que la grasa corporal se quedará en el vidrio y al encenderse se concentrará el calor en este punto, aumentando las posibilidades de producir una rotura. Con LED esto no ocurrirá, la eficiencia es tan elevada que la conversión en calor es muy reducida.
    • Duración. El LED es de pequeño tamaño, la luz se produce en una superficie de pequeño tamaño y sólo una pequeña cápsula de plástico, cuya óptica sirve para dirigir el haz de luz, recubre al diodo. No hay desgaste en la emisión de luz, ni se produce calor como para desgastar ningún elemento. Si una bombilla incandescente puede durar 2.000 horas, una bombilla de LEDs, puede alcanzar tranquilamente las 50.000 horas. Esta duración es la que proporciona una de las grandes ventajas de la iluminación LED, olvídese de reemplazos, sustituciones, compras, etc.
    • Ángulo de apertura de haz dirigido. Como ya hemos comentado la superficie donde se genera la luz es realmente pequeña y por tanto toda la luz es dirigida en un reducido haz de luz. Desde luego en ningún caso la luz se emite en todas direcciones, como con lámparas halógenas o cualquier tipo de bombilla. Que toda la luz se dirija “hacia abajo” contribuye a la eficiencia del LED, al no dispersar la luz en otras direcciones y haciendo indispensable la utilización de reflectores.
    • Reducción del flujo luminoso. Puede parecer que los diodos LED son dispositivos ideales, pero como cualquier otro componentes electrónico, elécrico, lámpara ó bombilla, también tienen unos parámetros que son importantes tener en cuenta. La disminución del flujo de luz también se produce según se van cubriendo las horas de vida. Eso sí, como con el resto de características comparadas con las de otras fuentes de luz, si controlamos adecuadamente la disipación de temperatura y el control de la corriente eléctrica, esta reducción será menor.
    • Aplicación en cualquier entorno ó formato. Gracias a su reducido tamaño, podemos reproducir el formato de una bombilla convencional, así simplemente tendremos que cambiar la vieja bombilla por la de LED, simple y sencillo. Además el desarrollo de luminarias y ópticas específicas para LEDs hacen que las posibilidades y lugares donde instalar esta nueva forma de iluminar sean totales.

    Tipos de luces LED

     

    • Luces LED para comercios, tiendas, oficinas, pasillos, salas de reunión o conferencia y en general entornos de iluminación interior, donde la uniformidad y el control del deslumbramiento son factores prioritarios. Sustituyen a lámparas de incandescencia, halógenas y compactas de bajo consumo.
    • Luces LED para fábricas, naves y aplicaciones industriales, con alturas elevadas y muchas horas de funcionamiento. Mejoran el rendimiento y ahorran energía frente a sistemas de vapor de mercurio ó sodio.
    • Luces LED para carreteras y calles que ayudan a reducir los niveles de contaminación luminosa. Además de mejorar la visibilidad al reproducir mejor los colores que las típicas de vapor de sodio a baja presión.
    • Luces LED para iluminación arquitectónica y de proyección, mejorando el aspecto de edificios, fachadas y elementos exteriores. Y sobre todo ahorrando gran cantidad de energía, reduciendo el consumo.

    Seguridad y LED ¿Son compatibles?

    Seguridad y LED ¿Son compatibles? Las ventajas de la iluminación LED son sobradamente conocidas y no vamos aquí a insistir más en ellas. Sí queremos abordar un aspecto de la iluminación con LED que no aparece habitualmente en foros y newsletter: la seguridad del LED como equipo eléctrico, electrónico y como fuente de luz.

    Tecnología electrónica aplicada a la iluminación

    El LED es un dispositivo semiconductor que para su funcionamiento necesita una tensión eléctrica que lo alimente, de corriente continua, con un valor máximo inferior a las tensiones o voltajes que nos encontramos habitualmente en la red eléctrica.

    Esta tensión de alimentación es proporcionada por un equipo suministrador, llamado driver o fuente, cuyo principio de funcionamiento se basa en la conversión de la tensión eléctrica de corriente alterna en una tensión continua lo más estable posible. Para hacer esto, el driver incorpora, además de un fusible propio, una serie de componentes electrónicos como rectificadores, filtros, limitadores y estabilizadores. Junto con el propio LED, el driver es el responsable de obtener las máximas prestaciones en cuanto a duración y eficiencia del conjunto.

    Driver = seguridad

    Todos estos componentes electrónicos y en especial los estabilizadores y limitadores, además de lograr un funcionamiento óptimo del LED, también están preparados para cualquier accidente eléctrico que pudiera producirse. Cualquier aumento de tensión o incremento de corriente que tengamos en nuestra red eléctrica no llegará al LED. Aunque no fuera absorbido por los fusibles o interruptores magneto térmicos de nuestra instalación, el LED quedará aislado del circuito gracias al driver. Eso si, es muy probable que el driver quede dañado para un funcionamiento idóneo, no existen milagros cuando tenemos aumentos inesperados en la red eléctrica.

    También la aplicación de dispositivos electrónicos como elementos auxiliares de las lámparas LED, ha permitido, como en el caso de nuestro tubo T8 TUV, desarrollar sistemas que aíslan eléctricamente los conectores de ambos extremos, mejorando su manejo y manipulación. Como resumen diremos que el riesgo eléctrico de los equipos de iluminación con LED es menor que en equipos y sistemas de iluminación convencionales que funcionan con tensiones eléctricas más elevadas, o que necesitan de altos picos de voltaje para encenderse y que no incorporan tantos dispositivos de protección como los sistemas LED.

     

     

    LEDs como fuentes de luz

    Hablemos ahora de la seguridad como fuente de luz, desde el punto de vista de la luz que emite. Tradicionalmente este aspecto ha generado siempre controversia en todas las fuentes de luz que han ido apareciendo a lo largo de los años. Las que más han sufrido acusaciones sobre este tema han sido las lámparas de descarga de mercurio a baja presión, los fluorescentes y lámparas compactas de bajo consumo. La razón principal se basa en que la emisión producida en el gas es luz ultravioleta, que con recubrimientos sobre las paredes del tubo o bombilla, se convierte a luz blanca. La luz ultravioleta ocupa la zona más baja del espectro visible, por tanto tiene la frecuencia más alta y su radiación es más energética que otras, lo que hace que pueda ser más nociva en exposiciones muy prolongadas.

    Con la aparición de los LEDs como fuentes de luz, vuelven a generarse este tipo de informaciones, que fundamentalmente tienen un interés, digamos, comercial, por calificarlo suavemente y no ser especialmente peyorativos. Los estudios que existen y pruebas realizadas indican que la exposición a la luz con LED es segura y tiene los mismos riesgos para la salud que pueden tener otras formas de luz artificial como las lámparas de incandescencia y de fluorescencia.


    La iluminación artificial está presente en nuestras vidas, ¿Conoce a alguien que sufra ó haya sufrido problemas por la iluminación de fluorescencia? ¿Cuántos tubos hay instalados cerca de usted? ¿Cuántos años llevamos iluminándonos con fluorescentes y con halógenos? Todos sabemos que los problemas de la fluorescencia son otros y afectan especialmente a su fabricación y posterior reciclado. No comparemos los efectos nocivos de la radiación ultravioleta producida por pasar demasiadas horas al Sol, fuente de luz infinitamente más potente que cualquier tipo de luz artificial. Mientras que la exposición a la luz artificial sea como hasta ahora no existe riesgo, ni por radiación ultravioleta, ni por deslumbramientos.

    Legislación europea sobre iluminación LED

    La legislación europea en materia de iluminación LED es amplia y variada, nuestro objetivo es tratar de condensar aquella que más interesa al sector luminotécnico, toda la relacionada con la iluminación y la eficiencia energética. Los recogemos las normas más importantes a nivel europeo sobre iluminación.

La preocupación en toda la Unión Europea y en sus países miembros por mejorar la eficiencia energética y así disminuir la dependencia de los combustibles fósiles, reducir la emisión de gases de efecto invernadero y aprovechar mejor la energía que utilizamos, ha generado un buen número de planes y proyectos a largo, medio y corto plazo.

Si nos ocupamos ahora de eficiencia energética, la idea es clara, debemos mejorar el uso que hacemos de nuestras fuentes de energía, sobre todo porque somos conscientes de que estamos derrochando y por tanto tenemos un potencial de ahorro importante. Con la irrupción en el mercado de la tecnología LED, la Unión Europea dispone de un buen número de herramientas y productos y por fin dar paso a eliminar del mercado las bombillas incandescentes y halógenas tradicionales.


La iluminación LED representa para el sector luminotécnico y en general para todo el sector eléctrico una oportunidad única de mejora. Los avances producidos permiten a los LED reemplazar a fuentes de luz que hasta ahora eran las más eficientes del mercado, como las lámparas de vapor de sodio o mercurio de alta y baja presión. Las directivas europeas contemplan estos nuevos avances en sus propuestas de mejora sobre eficiencia energética.


Verdades y mentiras de la iluminación LED

Vamos a analizar las verdades y mentiras de la iluminación LED. ¿Es cierto todo aquello que se dice? ¿Cuáles son sus puntos fuertes? ¿Y los débiles? La apuesta por la iluminación LED es el presente del sector, cada vez más y más son las instalaciones de alumbrado que se renuevan con esta tecnología. ¿Por qué? La respuesta es clara, son la mejor y más eficiente forma de iluminar. Con los ahorros conseguidos, el retorno de la inversión está asegurado y a partir de aquí empezaremos a reducir costes. Veamos algunos tópicos de iluminación LED.

¿Es la iluminación del futuro?

Desde luego y como hemos anunciado el futuro ya está aquí. No tiene más que mirar hacia arriba y fijarse en las lámparas y luminarias instaladas en cualquier sitio, nosotros los que nos dedicamos a este sector, estamos acostumbrados a hacerlo. Por ejemplo en un centro comercial, un hotel, un entorno empresarial, en las calles de su lugar de residencia. Observe la iluminación exterior de edificios y monumentos.

¿Por qué existe tanta diferencia de precio entre dos tubos LED aparentemente iguales?

Efectivamente dos tubos de precios diferentes, sólo son iguales en apariencia, e incluso si se fija bien ni siquiera externamente coinciden. Le aconsejamos que compruebe bien los siguientes parámetros:


¿Puedo acometer con LED un proyecto de iluminación completo?

Ahora mismo el nivel de desarrollo de la tecnología LED permite que podamos realizar desde un punto de vista integral el reemplazo, sustitución o nueva instalación de un entorno que requiera lámparas y luminarias de cualquier tipo. Pensemos en un empresa que utiliza una nave industrial de grandes dimensiones, que además tiene allí las oficinas, un parking subterráneo, zonas y viales exteriores, alumbrado de emergencia, etc., etc. Todos estos entornos son cubiertos con LED. No es necesario la combinación con otros tipos de lámparas o sistemas. Existen LED para sustituir desde una pequeña lámpara portátil hasta las luminarias más exigentes en lugares de gran altura.

¿Veré igual que antes?

No, no verá igual. Si el proyecto y la instalación se han desarrollado cuidadosa y minuciosamente, por profesionales y expertos, no sólo no verá igual, sino que verá mejor. Para lograr la satisfacción visual de una zona iluminada, además de la fuente de luz, es indispensable que exista una planificación previa en la que se hayan contemplado todas las variables luminotécnicas posibles, que son las que a partir de la puesta en marcha de la instalación, lograrán proporcionar el rendimiento y confort visual adecuado a cada tarea.

¿Mejorará la tecnología LED en el futuro?

La tecnología LED está sobradamente desarrollada, probada y reconocida, por eso no existe ni un solo fabricante de lámparas o luminarias que ha esté sacando al mercado nuevos sistemas LED. Los LED son electrónica pura y dura, la misma electrónica que utilizamos en nuestros ordenadores, o en nuestras televisiones, o en tantas y tantas aplicaciones. Es una tecnología con más de 50 años aplicada con éxito en cualquier campo doméstico o profesional y es responsable del nivel de desarrollo tecnológico que conocemos. Desde hace unos 10 años se está aplicando al sector luminotécnico, gracias a avances en los procesos de fabricación, que han logrado LEDs de eficiencia superior a los 140 lúmenes por vatio. Esta es la realidad de hoy, pero estamos seguros de que aún tenemos margen para seguir mejorando e incrementando las características de la iluminación LED. Aún quedan algunos sectores y aplicaciones por desarrollar, por ejemplo, todavía no conozco ningún estadio de fútbol iluminado con LED, aunque a buen seguro que mañana veremos en cualquier noticia que ya se ha desarrollado. ¡Lo veremos!

Retiran del mercado tubos de LED en Suecia

¿Retiran del mercado tubos de LED en Suecia? ¡No sería TÜV Ofiled con protección total!

Cuántas veces hemos leído esta noticia, que siempre se encuentra en los primeros puestos de Google, cuando buscas “tubos LED“. Parece como si de algún modo alguien trabajara todos los meses en conseguir que salga de los primeros puestos.


Esta información, que por lo menos parece dudosa, no se ajusta a la realidad con la nueva tecnología.

En Ofiled disponemos de Tubos LED certificados por el certificador alemán TÜV, con un solo terminal Vivo. Tubos que estando un terminal en su casquillo, cogiendo corriente,  se puede tocar el otro con seguridad. Sin riesgo de descargas eléctricas.

Siendo conscientes, de la hipótesis que pudiera ocurrir, al igual que alguien pudiera meter el dedo en un casquillo de una lámpara de mesa, hemos sacado al mercado un modelo revolucionario, cuya tecnología asegura a los despistados, imprudentes o amantes de lo ajeno, que no se electrocutarán.

La tecnología consiste en dejar la luminaria como está actualmente, incluso dejando el balasto o reactancia electromagnética. Por medio de un nuevo equipo electrónico, un Cebador que llamamos Save protector, el nuevo tubo LED, diseñado para este fin, no permite que la corriente pase al otro extremo.

Estos tubos tienen la particularidad de disponer de hasta 450 LEDs de primera calidad, Epistar SMD, con 100 lumens / llegando hasta los 2.160 lumens, que ofrecen unos luxes en plano de trabajo superiores a los 350 lux.

Este es el primero de una serie de avances que los equipos de ingeniería de Ofiled están desarrollando. Ya se pueden incorporar a los tubos LED, un sistema de protección ante subidas de tensión, en cada chip, que garantiza su resistencia antes la inestabilidad de la línea eléctrica.

Estos nuevos tubos están disponibles con nuevos ángulos de apertura de 120 y 180 grados, que nos permiten en distancias cortas, cubrir una mayor zona iluminada, o eliminar la existencia de sombras.

Potencia (W) Longitud(cm) Ángulo Color Flujo(lm) Nº de LEDs (Epistar)
9

60

120º Daylight

890

174

180º Pure

810

14

90

120º Daylight

1390

270

180º Pure

1310

18

120

120º Daylight

1790

360

180º Pure

1780

22

150

120º Daylight

2160

450

180º Pure

2050

Cree compra Ruud Lighting

1 de septiembre de 2011

Cree empresa líder en la fabricación de LEDs y suministrador de Ofiled, compra Ruud Lighting para así aumentar su posición de liderazgo en el sector de la iluminación eficiente.

La empresa norteamenricana Cree, hasta ahora figuraba como una de las grandes empresas del sector industrial en la fabricación de LEDs para iluminación y para la industria electrónica en general, aportando soluciones innovadoras, eficientemente energéticas y de alta calidad en su amplio catálogo de productos. A partir de aquí extiende su gama de producción con la adquisición de Ruud, que le permitirá incorporar toda su gama de luminarias de exterior y mejorar su oferta en el sector del alumbrado público y residencial.


Esta asociación de empresas empieza a ser frecuente dentro del sector y probablemente veamos otras muchas a lo largo del corto y medio plazo. La revolución y renovación del sector luminotécnico está generando que las empresas, ya sean grandes o pequeñas, nuevas o viejas, tomen posiciones en la carrera por aumentar su cuota en un mercado que aún está iniciándose. El ahorro energético con iluminación LED está generando grandes oportunidades de negocio para las empresas y grandes beneficios para los usuarios al reducir su factura eléctrica.


La compra ha supuesto una inversión total de 525 millones de dólares por parte de Cree, lo que da una idea de la importancia de estas empresas a nivel mundial y Ruud continuará manteniendo su marca y su línea de productos.

Estaremos atentos para saber si este tipo de uniones se consolidan y fabricantes de LEDs y fabricantes de luminarias acaban integrando sus estructuras para mejorar su viabilidad en el futuro.

Bridgelux desarrolla un LED de alta eficiencia

Uno de los principales fabricantes de iluminación LED y proveedor de Ofiled, Bridgelux, ha anunciado que acaba de fabricar en sus laboratorios, un LED de alta eficiencia que alcanza los 160 lúmenes por vatio.

Los avances tecnológicos en la fabricación de LEDs para el sector de la iluminación no paran de sucederse y las empresas del sector incrementan día a día las prestaciones de los diodos LED. Y es la eficiencia la característica principal sobre la que basculan todos los demás parámetros, una mayor eficacia luminosa hará de los LED una fuente de luz más duradera con menor consumo, que incrementará aún más el reemplazo de fuentes de luz tradicionales por fuentes de luz LED. Cada nuevo desarrollo mejora las prestaciones de modelos anteriores y se aleja de las lámparas convencionales, superándolas en todas sus características.
Muy lejos están ya los 80 lm/W de los fluorescentes y por supuesto los 20 lm/W de las bombillas halógenas.

Esta alta eficiencia de 160 lm/W en 4350 ºK y de 125 lm/W con 2950 ºK se ha conseguido con la utilización de Nitruro de Galio en obleas de Silicio, y según el propio fabricante, esto permitirá nuevos desarrollos con una importante reducción de costos, que se reflejará finalmente en el precio de las lámparas y luminarias que utilizan sistemas de iluminación con dispositivos de estado sólido. El nuevo LED está todavía en fase de desarrollo y supera con creces los 135 lm/W que el mismo fabricante anunció en Marzo de 2011.

Los LEDs basados en Silicio son la elección adecuada si queremos reducir los costos de fabricación de las lámparas LED, ya que por un lado, existen numerosas industrias dedicadas a la fabricación de semiconductores con silicio y por otra parte sus sistemas de producción están plenamente amortizados.

Tubo LED T8 TUV con protección total

Ofiled ha presentado un nuevo tubo T8 LED, con protección frente a descargas eléctricas por manipulación incorrecta del tubo, al tener sólo 1 terminal activo en el extremo. Representan una excelente solución cuando sólo queremos reemplazar el tubo fluorescente, ya que únicamente es necesario cambiar el cebador por el nuevo SAFE Protector, que se proporciona junto al tubo LED, disminuyendo posibles accidentes eléctricos durante las operaciones de reemplazo.

No es necesario volver a cablear las conexiones de la luminaria y la regleta. Tampoco es necesario retirar el balasto inductivo o reactancia, aunque si no lo hacemos, se estará consumiendo energía eléctrica innecesariamente. En el caso de balastos electrónicos, sí que es necesario retirarlos o puentearlos.


Otra de las importantes mejoras, es la incorporación del LED Honglitronic y chip Epistar, con los que se logran mayores potencias lumínicas, de hasta 2050 lúmenes y más de 95 lúmenes por vatio.


La amplia gama de opciones en tubos T8 de esta familia, nos permite disponer de gran variedad de parámetros que seguro se adaptarán mejor a sus necesidades. Están disponibles en potencias de 9 a 22 W, con ángulos de 120º y 180º, temperaturas de color de 4000 a 7000 K, con o sin cubierta glaseada y la posibilidad de incorporar un diodo zener en cada uno de los LED para evitar riesgos adicionales de sobrecarga. Próximamente podrá consultar en nuestro catálogo on-line toda la familia de producto y sus características técnicas.Ofiled ofrece las máximas garantías, de hasta 3 años, para estos nuevos tubos, que poseen la prestigiosa certificación TÜV Rheinland. Los tubos LED de Ofiled son la solución respetuosa con el medio ambiente más completa para reemplazar los fluorescentes convencionales y conseguir importantes ahorros, disfrutando de mejores condiciones lumínicas y de encendido instantáneo.

 


 

Black Eyed Peas triunfa en su concierto de Madrid con la tecnología LED de philips

Jueves 14 de julio a las 22:15 h, empezó el concierto más esperado del año. Los californianos Black Eyed Peas aparecen en escena con su potente y tecnológico escenario. El Vicente Calderón se mueve, el ritmo hace que el público se levante y empieza el espectáculo.

Mediante plataformas elevadoras y un pasillo central para integrarse con el público, la iluminación con potentes focos y mucha iluminación indirecta, crea un ambiente de ciencia ficción como ellos saben crear.


Ya queda claro que la iluminación LED es un gran

protagonista del mundo del espectáculo. Pero lo nunca visto, ropa led, trajes completos con tecnología LED y oled. La programación que gestionaba los cambios, su sincronización en función de la música, era de última generación. Una perfecta sincronización inalámbrica con la iluminación del escenario y la música.

Ropa para cantantes basada en iluminación LED y oled

La tecnología led de Philips Electronics iluminó los movimientos de Fergie, Taboo y apl.de.ap. Se pudo apreciar no sólo las increíbles combinaciones de color y luminosidad de la luz led. También se pudo apreciar la sincronización de todos los trajes, de manera coordinada, entre los 4 componentes del grupo.

Los trajes fueron diseñados y creados en una estrecha colaboración entre el Principal Director de Diseño de Philips Lighting, Rogier Van der Heide, y su equipo, y B. Akerlund, Diseñador/Estilista de los Black Eyed Peas.

El traje de cuero de Fergie estaba  integrado con 75 paneles OLED, brillando como espejos de vidrio cuando estaban apagados. Los paneles OLED se controlaban de forma remota.

Aún se recuerda la espectacular actuación de los Black Eyed Peaks, en la Super Bowl  XLV, donde la tecnología LED Philips nos dejó uno de los mejores momentos  en la aplicación LED de espectáculos y en el mundo de la moda.

La iluminación led, tal cual la conocemos, está basada en el ahorro energético, dejando en ocasiones de lado, las mejoras lumínicas que se pueden conseguir en luz ambiental, decorativa o nuevas aplicaciones LED y OLED, tal como estamos demostrando los profesionales del sector en las nuevas iniciativas que se ponen en marcha.

Led en conciertos

Las mejoras que los principales fabricantes están aportando al mercado, están permitiendo iniciar un camino de acercamiento de la tecnología LED a la nanotecnología y a nuevos entornos de aplicación que hacen imparable el liderazgo de la iluminación LED en esta década.


Las nuevas estrategias de marketing son realmente innovadoras, de esta manera podemos visualizar un nuevo campo lleno de posibilidades. “Ya no necesitamos trajes de lujo, ahora podemos dar a nuestros seguidores lo que quieren ofreciendo la máxima información y efectos de visualización sea cual sea su alcanze. Black Eyed Peas ha conseguido unos de los mejores espectáculos basado en las nuevas generaciones con una calidad muy difícil de superar.


Conceptos Clave

Driver LED

La tecnología LED no para de crecer rápidamente, y sobre todo en los diodos, pero no lleva la misma velocidad en los Driver LED.

Empecemos por diferenciar cuantos tipos de driver nos encontramos en una bombilla LED, lámpara LED o luminaria LED:

  • Drivers internos integrados en el circuito impreso
  • Drivers internos aislados de los LEDs
  • Drivers externos diseño propio
  • Drivers externos estándares

 

 

 

 

Temperatura

Los diodos LED no producen apenas calor en la dirección de la emisión de la luz, pero en la soldadura trasera, se genera tanta temperatura, que hace que este sea el punto más crítico de los LEDS.

Como ejemplo, podemos observar el disipador de calor,  que es necesario para refrigerar una campana LED.  8 Kg de aluminio que disipan el calor generado por 150 diodos, unidos con hilo de oro, y que producen 14.500 lumens útiles.

Es más habitual encontrar producto LED con driver interno, que facilita la instalación y el suministro de la bombilla  o luminaria LED. Bombillas con casquillos GU10, Mr16,  G24, E27…. En muchas ocasiones no es posible adaptar el driver externo a estas bombillas debido a ser bombillas o luminarias en apliques, de superficie, dentro de luminarias colgadas, etc…. Pero en otras ocasiones disponemos del falso techo, de bandejas pasacables,  para alojar el driver externo y alejarlo de la fuente de calor.

En Ofiled, actualmente los Tubos LED, las pantallas estancas, downlights, G24, y muchos otros productos, ya se suministras con la opción de driver externo.

 

Duración

La duración de los LEDs está tremendamente condicionada a la disipación del calor. Cree, Epistar, Bridgelux, Sharp, Edison, Nichia, y otros muchos, nos garantizan la vida útil de los diodos hasta 50.000 h, pero la garantía que da el fabricante, debe garantizar todo  el equipo. Por esto es importante que la lámpara lleve un driver interno de fácil sustitución o un driver externo.


Spot LED Ofiled 10 W driver externo

La iluminación industrial, con endendidos día superiores a las 18 h día, deben obligatoriamente usar driver externos, y preferiblemente de fabricantes especializados en Drivers,  como Meanwell o Hardvard Enginery. Estos fabricantes disponen de cobertura en muchos mercados, y pueden participar en la garantía del fabricante de LEDs, con la reposición en caso de avería. Ofrecen garantías de hasta 5 años en los modelos más industriales.

 

Plazos del servicio técnico

Los plazos de reemplazo en caso de avería, y el impacto que se genera en el cliente, son muy inferiores en los externos que en los drivers internos, que suelen requerir el envío del equipo al taller, suponiendo que exista Servicio Técnico LED en el páis donde está el cliente final.

Este es un ejemplo de lo que NO se debe hacer, siempre que se pueda optar por un driver de primera marca. El índice de fallos en un diseño propio es más elevado que en instalaciones con drivers estándar, optimizados para la iluminación LED.